La Costa Daurada, patrimonio natural y cultural

El interior de la Costa Daurada es sorprendente. El viajero se halla ante zonas verdes y montanosas que quitan el aliento como, por ejemplo, las montanas de Prades que presentan una naturaleza salvaje y primitiva, y donde se asientan pueblos unicos como Siurana, con una imposible iglesia encaramada a un acantilado; la pequena Albarca, a mas de 800 metros de altitud, y el pueblo de Prades, conocido como la Vila Roja por el color de la piedra de sus edificios.Seguir leyendo....

Seguir leyendo